https://www.colegiosanpatriciomadrid.com/es/colegio/qOr_mora.phphttps://www.colegiosanpatriciomadrid.com/en/colegio/qOr_mora.php

Origen e Historia - También pequeños en la Moraleja

El Centro de La Moraleja

Origen e Historia Con el crecimiento urbanístico, tanto de La Moraleja como de otras urbanizaciones cercanas, y el prestigio académico y formativo de San Patricio más que consolidado, la demanda de plazas para alumnos pequeños aconseja la apertura de un nuevo centro para alumnos de educación infantil. A imagen y semejanza del colegio de pequeños de Serrano, en cuanto a su funcionamiento, pero con unas posibilidades de espacio muy ventajosas, nace en 1983 otro San Patricio en La Moraleja.

Poco a poco, y de forma natural, pasa de ser casi una "casita" a ser en la actualidad un espléndido edificio perfectamente dotado para alumnos de educación infantil y primaria, desde los 2 a los 12 años. Además es el Centro con mayor número de alumnos de los tres que forman San Patricio. Fue en su momento la mejor manera de celebrar los 25 años de la fundación del Colegio y un excelente ejemplo de la gran visión e iniciativa de uno de sus fundadores, D. Jaime Marugán. La estructura se había completado: dos colegios de pequeños que culminan en uno de mayores. Los niños pasan de un colegio hecho para pequeños a otro hecho para mayores, cambian de edificio sin cambiar de compañeros. La misma filosofía que desde el principio, evitar que se mezcle la problemática de niños con la de adolescentes. Menos alumnos por Centro y más personas para cada alumno. Más costoso pero más formativo.

Desde el curso 83-84 los alumnos permanecen hasta el final de 5º de EGB, curso en que termina la segunda etapa de la Educación General Básica, en los Centros de Serrano y en el de nueva creación de La Moraleja, para pasar después al Centro de El Soto a cursar el ciclo superior de EGB (6º, 7º Y 8º) y los tres cursos de BUP, así como el Curso de Orientación Universitaria (COU), implantado en el Colegio de El Soto en este mismo curso.

El Colegio espera en julio de 1984, con una mezcla de tensión y confianza, los primeros resultados de las Pruebas de Selectividad, consciente de que durante este primer curso de COU ha podido faltar experiencia, aunque nunca ilusión. Finalmente los resultados avalan el excelente trabajo de profesores y alumnos y confirman el acertado planteamiento del nuevo curso: se consigue el 100% de aprobados en la convocatoria de junio y se repite el mismo éxito en la de septiembre, obteniendo en ambos casos unas notas medias finales magníficas. Es el inicio de una brillante trayectoria de resultados académicos.